miércoles, 2 de noviembre de 2011

Acercandose al núcleo duro


Por el cro Antonio

Es una larga batalla. Lleva ya bastante tiempo. El Estado Mayor ha ido disponiendo sus tropas y combatiendo de acuerdo con los manuales ortodoxos de Von Clausewitz. La economía de fuerzas. Siempre se ataca con la tropa mas bisoña al frente, ya que de obtenerse una rápida victoria, es puro beneficio. Se consiguen soldados veteranos rápidamente y así se refuerza el Ejército.
El problema se presenta cuando la victoria se muestra esquiva.

El 2008 sucedió eso. No se obtuvo la victoria en el conflicto del Campo. La tropa se terminó desbandando y hasta algunos hoy se atreven a cuestionar si valía la pena haber salido a las rutas para después estar lamentándose de que la resolución 125 al final era mejor de lo que consiguieron. Ya no se puede contar con esas legiones.

El 2009 pareció sonreírles la fortuna a los estrategas. Las elecciones les resultaron favorables. Pero ya se ha dicho que los Estrategas no están en el campo de Batalla (ver el post sobre los Estrategas Chambones de agosto de 2010 acá), y dependen de los ejecutores tácticos que si están en el campo de batalla, y van decidiendo sobre el terreno. Formaron el "Grupo A" en el Congreso Nacional y desde allí intentaron hacerse fuertes. No vamos aquí a historiar cómo, pero no podían fracasar peor.

Ni siquiera pudieron impedir la Ley de medios de Comunicación Audiovisual, ni la Nacionalización de las AFJP. Es más, tampoco pudieron impedir que se avanzara sobre el Monopolio de Papel Prensa.

En la medida que esas legiones se muestran incapaces, se va avanzando a tal punto, que el tronar de los cañones ya se escucha claramente desde las oficinas del Estado Mayor, y eso inquieta. ¿Qué se hace en esos momentos? Las tropas mas capaces y veteranas al frente. Hombres de mil batallas conocen todas las del manual, y además conocen otras que no figuran en los manuales, porque las han inventado ellos. Entonces se confía en ellos. Se les prepara el ambiente con una buena campaña de inteligencia, difundiendo su capacidad y sus victorias.

Pero resulta que por una cosa u otra, pero principalmente porque sólo tenían propaganda, fracasaron. En Agosto hubo algunas unidades que quedaron definitiva y lastimosamente fuera de combate. Y en Octubre/23 se produjo el derrumbe del frente. Ahora terminó una batalla, y el enemigo rompió las líneas de defensa y avanza a donde el Estado Mayor se encuentra. Esto obliga al Estado mayor a convertirse en Estratega y Táctico al mismo tiempo. Debe asumir su propia defensa a la par de definir estrategia, con todos los riesgos que eso significa. Y apela a sus últimos recursos. La desestabilización económica a través de la vieja técnica de la corrida hacia el dolar. Pero resulta que lo tiene que hacer personalmente. Ya no puede mandar al frente "al campo" que de a poco y a regañadientes empieza a admitir que está ganando bastante, y que además empieza a reclamar que podrían estar ganando mucho más y si no lo hacen es porque les han hecho perder el tiempo en sumarse a la industrialización de sus commodities. Ahora descubren que en vez de vender trigo y pagar el 23% de retencion  podrían vender harina y pagar el 10% o fideos y pagar el 5% ¡y que han perdido tres años! por hacerles caso a los estrategas chambones.
O sea que con esos no se puede contar, máxime cuando se ven forzados a admitir que hay más de 4 millones de toneladas de granos no declarados, que tenían seguro destino en el mercado negro con su consecuente trasformación en dólares "blue" y blanqueo a través de operaciones inmobiliarias poco claras. Y no es que se hayan transformado en "K"; son sólo negocios.
Lo mismo con los industriales, que "a esos no les va tan mal gordito" (como decía Don Raúl). Tampoco son "K" ni cosa que se parezca, solo son negocios...

Ahora estamos en otra instancia de la batalla, y al irnos acercando al núcleo del Poder Financiero es cuando vamos a pelear en serio.
Es ahora cuando debemos hacer valer la "masa crítica" del 54% movilizada en cada rincón de la República. Clarificando. Difundiendo. Explicando. En cada cola, en cada carnicería, en cada panadería, en cada despensita de barrio está nuestro lugar. Avivando giles que en su puta vida vieron ni verán un puto dólar y reclaman su derecho a sentirse alguien por poder comprar algo que ni necesitan ni necesitarán jamás.

--
Antonio (el Mayolero)

3 comentarios:

Nando Bonatto dijo...

es muy duro, se lucha contra lo que Lenin llamaba la mas dura de las fuerzas de la reaccion
La costumbre.
Estamos acostumbrados al dolar, a que manden los que la tienen mas larga, es dificil e indispensable

Ricardo dijo...

Excelente recuento.
Es muy cierto: ante el fracaso de los nóveles combatientes, debieron mandar al frente a los viejos lugartenientes y, por eso, fueron Duhalde y Carrió y no Macri, por ejemplo.

MC. Operador Visceral dijo...

Excelente su análisis, cómo si supiera Don Antonio. Me llevo el final para El Baldío.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails