martes, 18 de junio de 2013

¿Quosque tandem abutere Catilina....?


O por decirlo en dialecto Mayolero; "¿Hasta cuando vamo`a cocinar con grasa?", ya que el latín suena muy a Grondona, vió...

Vivimos afortunadamente tiempos fundacionales; diez años continuados de un proyecto político Nacional y Popular van haciendo decantar muchas de la turbiedades que siempre han estado ahí, como parte del paisaje. Las hemos naturalizado con fatalismo, como que "y, siempre fue así".

En estos diez años se ha desbrozado el camino, y fuimos aprendiendo que muchas cosas que nos molestaban e irritaban no necesariamente debían ser aceptadas con la misma naturalidad que aceptamos el frío del invierno o el calor del verano. Aprendimos por ejemplo que no era indispensable estar endeudados para seguir funcionando como Nación, que no era necesario estar aplicando "planes de ajuste" en la economía, que no era inevitable que se apoderaran de nuestros ahorros previsionales para negocios particulares, que no era indispensable congelar los sueldos, y las jubilaciones (cuando no rebajarlas) para mantener el equilibrio de las finanzas. Aprendimos también que la cadena nacional no era solamente para pedir "sacrificios, austeridad, para que en un futuro todos pudieramos crecer" sino que se podía usar para informar hechos que hacían al bienestar general. Que se podían aumentar las jubilaciones dos veces al año por encima de los mas pesimistas índices inflacionarios. En fin, que estamos empezando a demostrar que la voluntad popular expresada por la ciudadanía a través del voto se puede cumplir. En el Canto XXX de la Vuelta de Martin Fierro pone en boca del Negro payador estas palabras:

Es la ley como la lluvia: 
nunca puede ser pareja; 
el que la aguanta se queja, 
pero el asunto es sencillo: 
la ley es como el cuchillo, 
no ofende a quien lo maneja.

O sea que hay que empezar a fijarse en quien maneja el metafórico "cuchillo", con el que se coarta y se corta, (o se intenta cortar) la voluntad popular.
No es el primer porrazo que nos pegamos; nos bancamos la 125, nos bancamos las elecciones de 2009, renacimos a pura militancia, garra y corazón. ¿Como no nos vamos a bancar este fallo de la CSJN que pretende desconocer la voluntad popular expresada a través de nuestros legisladores? 

Eso si; tenemos que redoblar nuestra militancia y nuestro esfuerzo; en octubre tenemos que refirmar el modelo político. Es muy difícil conseguir las mayorías necesarias para reformar la Constitución, por la composición del Senado, pero igual ese debe ser nuestro rumbo. Debemos incorporar al texto constitucional los avances realizados estos diez años; debemos tener la justicia que el pueblo argentino necesita. Debemos recuperar el mango del metafórico cuchillo para que deje de estar en manos de las Corporaciones que siempre han vivido gracias al sacrificio de todos nosotros.

Que cuando nuestro vecino, se queje en la cola de la panadería por la "inseguridad" y todos esos lugares comunes que los zócalos de los comunicadores delas Corporaciones siembran a diario, tengamos los elementos al alcance para demostrarle que es "esta" Justicia que las corporaciones defienden, la principal responsable del estado de cosas...

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo con lo expresado por Ud. compañero. El tema es que entre el odio del medio pelo y el lavaje de cerebro generado por los mierdos masivos de desinformación, se hace muy difícil lograr lo que Ud. propone (y con esto no estoy diciendo que no haya que intentarlo, solo que me gustaría, además de tener los argumentos, tener referencias de la realidad que sean inobjetables a la hora de poner en caja a mas de algún gorila o nabo). Sé que, por ej, la economía vuelve a repuntar fuerte (eso lo dicen hasta tipos como Ferreres), pero a la vez nos embocan todos los días con la "cantinela de la corrupción que mata" y nos refriegan en la cara los episodios de la línea Sarmiento de hace ya un tiempo y el ocurrido recientemente. También, está el remanido tema de la "inseguridad", el cual yo creo puede ser la llave para hacerle ver a la mayoría de la población, que la "justicia" tiene que ver (y mucho) con el nivel de inseguridad actual, porque no está a la altura de lo que los ciudadanos esperamos (justamente por tener un elevado grado de descomposición y de corrupción e ineficiencia y desidia en todos sus niveles). Saludos, desde ciudad gorila (Bs As),

JP

Antonio (el Mayolero) dijo...

JP; yo creo que La Presidenta nos ha estado leyendo... Al menos, el último párrafo de su discurso de hoy en Rosario, justamente nos tiró los argumentos que deberemos utilizar en nuestro trabajo diario...

Gustavo Marcelo Sala dijo...

De todos modos se ha abierto un debate muy interesante por lo complejo. Si bien lo sucedido está dentro del marco constitucional y es legítimo el dilema se presenta de cara al espejo. ¿Puede ser constitucional y legítimo y no ser justo a la vez? Hermoso debate del cual nunca obtendremos oídos dispuestos.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails