lunes, 12 de agosto de 2013

escrutiniarás tu siembra (?)



nos pasa el Mayola vía mail:

El agro y las PASO: ganadores y perdedores de una jornada que concluye en octubrePor Javier Preciado Patiño

Si bien el sector rural y sus dirigentes no tuvieron en estas elecciones legislativas ni el peso ni el brillo de 2009, tampoco dejaron de estar ausentes por completo y su presencia en estas primarias bien vale la pena un repaso. Veamos.

Alfredo De Ángeli. El federado entrerriano enfrentado a Buzzi en la interna gremial sacó el 23,5%, lo que lo ubicó segundo por detrás del kirchnerismo en Entre Ríos. Fruto del acuerdo entre Macri y el ex gobernador Jorge Busti, su inclusión dio dividendos si se considera que la misma alianza para diputados sacó el 21,69%, a solo diez décimas de la UCR, que va sola en esta contienda. Pero el contradictorio ruralista no puede dar todavía por sentado su acceso a la banca de senador por la minoría. El agroindustrial radical Atilio Benedetti quedó a 2 puntos y medios, y hay que ver cómo se mueve el casi 8% del electorado provincial que votó al FAP en las internas, es decir si va a insistir con su candidato o terminará beneficiando al Melli o al titular de Tierra Greda.

Norberto Yauhar. Su candidatura para enfrentar a Das Neves llegó casi por descarte, luego de que históricos referentes del PJ chubutense eludieran tal posibilidad. Se suponía que como ministro del Gobierno Nacional, “bajando” a la provincia con fuertes ayudas económicas iba a poder acortar la distancia que a priori se le otorgaba al ex socio de Eduardo Duhalde en las presidenciales de 2011. Pero las PASO le dieron a Das Neves un contundente 46,68% sobre el 28,40 de Yauhar. El funcionario ha dicho que dispone de acá hasta octubre para acortar la distancia, lo cual a priori no parece tarea sencilla.

Jorge Solmi. El abogado federado pergaminense e incondicional de Eduardo Buzzi había ingresado a la legislatura provincial en 2009 de la mano del hoy alicaído Francisco de Narváez. Con un innato olfato para diferenciar ganadores de perdedores saltó tempranamente al espacio de Sergio Massa, con la idea de apuntar a la intendencia en 2015. Habiendo cubierto su puesto en la cámara baja incluyendo a su esposa en la lista de candidatos, aceptó participar en un puesto inaccesible para ser diputado nacional. La performance del Frente Renovador en Pergamino estuvo 7 puntos por debajo del nivel provincial de esa fuerza, pero aún así le alcanzó para ser primera fuerza, dejando atrás al Frente Progresista donde milita al actual intendente Héctor “Cachi” Gutiérrez, y en tercer lugar al Frente para la Victoria con el 22,53%.

Gerónimo “Momo” Venegas. El titular de los peones rurales (Uatre) y archienemigo declarado de los Kirchner, pero que decidió jugar su propio partido con Unión con Fe, entró raspando para competir en octubre al obtener el 1,56% de las preferencias del electorado bonaerense. Igual, se dio la satisfacción de arrasar con el 43% en su pago chico, Necochea, relegando al FpV que sacó el 17,52% y el massismo con el 14%.

Julián Andrés Domínguez. El ex ministro de Agricultura y actual presidente de la cámara Baja nacional jugaba sus fichas en Chacabuco, su base política. El electorado allí le fue benévolo y le pudo llevar una sonrisa a su jefa política: el FpV obtuvo el 33,88% dejando al Frente Renovador segundo con el 28,82%, revirtiendo allí la diferencia obtenida por Massa a nivel provincial. Pero si a Domínguez le fue bien, mucho mejor les fue a sus delfines políticos, los hermanos Patricio y Andrea García, que en el partido de Ameghino le dieron al FpV una victoria contundente al sacar el 39,3% de los votos, contra 22,25% del Frente Progresista Cívico y Social.

Horacio Salaverry. El presidente de Carbap cerró a último momento una alianza con Francisco de Narváez para ir como senador provincial por la primera sección electoral, que incluye a su pago chico, Suipacha. Pero en este partido, Unidos por la Libertad y el Trabajo salió tercero con el 10,69% detrás del Frente Renovador (20,37%) y el Frente para la Victoria (29,44%). Se ve que los votos de los ruralistas no alcanzó para revertir la tendencia, pero al menos sirvió para salir por delante del Frente Progresista Cívico y Social (9,37%).

Javier Pérez Balade. Digamos que no fue muy auspicioso la performance de este dirigente de Carbap en la política de Coronel Dorrego. Jugó sus chances electorales en Compromiso Federal, desde el espacio Es Posible y logró la adhesión de 37 electores, de los 13.594 habilitados para sufragar. En este partido, ganó el FPCyS con casi el 26%, segundo salió el Frente Renovador, tercero el denarvaísmo y cuarto el FpV. Seguramente el dirigente ensayará alguna autocrítica habida cuenta que fue superado en votos por el Frente de Izquierda (Partido Obrero) y el Movimiento Avanzada Socialista, que cosechó 61 sufragios.

2 comentarios:

Mariano T. dijo...

Te olvidaste de Formosa y Tucuman

Manuel El Coronel dijo...

Preciado Patiño debe tener intereses allí (?)

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails